Sábado, 25 de marzo de 2017
digital económico del negocio internacional de ESPAÑA
Sábado, 25 de marzo de 2017
Actualizada el: Viernes, 24 de marzo de 2017 22:18
Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies

Carmen Terreros Andreu
Lunes, 29 de febrero de 2016
Guardar en Mis Noticias. Enviar por email

ARCO 2016, una feria “clásica” de arte moderno

Noticia clasificada en: Industrias Culturales

La feria de arte contemporáneo ARCO cumple 35 años, más de tres décadas de escaparate de nuevas tendencias artísticas, de una convivencia entre artistas, galeristas, coleccionistas, famoseo e instituciones.

[Img #17458]Un extraño coqueteo entre lo profesional y lo snob, entre la extravagancia y lo transgresor. Corría el año 1982, de la mano de una de sus creadoras, la galerista Juana de Aizpuru, cuando se presentaba a una sociedad española nada cultivada en estas artes, una edición de arte nuevo, contemporáneo e incomprensible para la mayoría. Los coleccionistas españoles eran escasos, tanto como las instituciones públicas y administraciones que contemplaban invertir en este tipo de obra y el mercado interno de arte contemporáneo era prácticamente nulo. En este contexto surge ARCO. Desde sus primeras ediciones, los medios contemplaban y explicaban la feria algo perplejos,  esforzándose en presentar una extravagante feria, con el cuadro más caro, la obra más barata, la anécdota incomprensible acaecida en torno a una obra de arte, es decir se presentaba una feria joven y diferente de un producto, el arte contemporáneo, poco apreciado y nada comprendido.

 

En estos años y a lo largo de las sucesivas ediciones, con gran esfuerzo se ha llegado a aceptar y entender mejor el arte actual y contemporáneo, se ha logrado muy lentamente profesionalizar la feria, se han depurado sus expositores, incluso se ha propuesto una franquicia de la feria en nuestro vecino Portugal, ARCOlisboa, que siguiendo los pasos de la prestigiosa Art Basel sigue la tendencia de exportar e internacionalizar “franquicias de ferias”. Este un nuevo proyecto de internacionalización, tendrá lugar del 26 al 29 de mayo, en la Fábrica Nacional da Cordoaria (Lisboa).

 

Como nota general la actual edición se ha presentado aceptablemente correcta, para muchos clásica en sus propuestas. La peculiaridad de esta edición radica en que no ha habido país invitado, no ha despuntado ningún país respecto a otro porque la propuesta de este año consistía en que 33 galerías internacionales que ya habían participado con anterioridad en la feria, expusieran de nuevo y presentaran un nuevo discurso con sus artistas, reencontrándose con ARCO y con sus visitantes. Se ha suplido el carácter internacional del país invitado por el de este nutrido grupo de galerías internacionales, algo que bajo mi punto de vista ha supuesto un nivel artístico tremendamente homogéneo y quizá con un mayor dinamismo. Este carácter internacional se subraya con el centenar de instituciones extranjeras invitadas y más de 250 coleccionistas internacionales que se han convocado al evento. No obstante ya se ha adelantado que en la próxima edición se retoma la práctica del país invitado, en este caso de la mano de Argentina, algo que vendrá a reforzar la posición de ARCO como plataforma de mercado para el arte y las galerías latinoamericanas, mercado siempre muy presente en esta feria. En esta edición de ARCO, se comienza a vislumbrar un mercado todavía escaso aunque emergente, que pone en la agenda de los coleccionistas internacionales las fechas de Arco.

 


[Img #17459]Recorriendo los pabellones 7 y 9 de IFEMA, con sus 221 galerías de 27 países, se constata que la pintura es la reina de la feria respecto a anteriores ediciones, en detrimento de la escultura y de forma muy notable, de la fotografía. Es como si el llegar a una cierta estabilidad o madurez del mercado del arte y de la sociedad española que lo acoge, las propuestas artísticas se aburguesaran y se apostara por valores seguros, artistas consagrados y soporte pictórico y plástico, sin querer arriesgar por propuestas más transgresoras. Tampoco en cuanto a la temática o la crítica que siempre lleva implícita el arte contemporáneo, ha sido esta edición nada reivindicativa. De no ser por una extraña performance, “Madrid chapter", en alusión al drama de los refugiados, así como alguna obra crítica respecto a la pésima situación de los inmigrantes y otras obras de pequeño formato críticas con la actitud talibán respecto al arte, la obra expuesta hasta parecía conformista.

 

Según fuentes de la organización, ARCOmadrid ha aumentado en su 35 Aniversario su valoración internacional como plataforma de mercado, en parte debido al elevado nivel de los contenidos de la Feria, que ha atraído un coleccionismo de mayor calidad y que se ha traducido en un mayor número de ventas, algo que por otro lado es el fin último de cualquier feria.

 

 

Carmen Terreros

Enlaces automáticos por temática
Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
empresaexterior │Noticias del comercio exterior y negocio internacional. España
Empresa Exterior • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2017 • Todos los derechos reservados